Lombrices Rojas Californianas

Información: Carlos De Sanzo + + 054 11 4259-2125 (9-14 hs)
Desde Buenos Aires y Gran Buenos Aires, 4259-2125 (9-14 hs.)

E-mail: rgtbarcelona#yahoo.es, Reemplace # por @


Menú

  1. Si quiere buscar algo en nuestras páginas. 

    Si no lo encontró en nuestro site, pruebe buscando en nuestra lista de correo:


     
  2. Editorial

  3. Artículos sobre lombricultura en las páginas de autosuficiencia.

  4. Manual sobre como criar lombrices rojas californianas.Escrito por Carlos De Sanzo y Rubén Ravera, gratis para descargar
     

  5. La bendición de las lombrices
    por Carlos De Sanzo

  6. Leyendas de la lombricultura
    ¿Las hamburguesas de Mc Donalds, tienen lombrices?

  7. Alberto Roth,¿es el inventor de la lombricultura?
  8. Lombrices por John Mertus
  9. ¡Tengo moscas en la compostera!

  10. Historias de vida

  11. El lixiviado de humus provoca controversias

  12. Humor
  13. Traducir la página con google

    Traduccion automática.


Sobre el paro agropecuario en la Argentina

Videos

Construcción de un lombricario por Carlos de Sanzo.

Si quiere dejarnos un comentario o firmar nuestro libro de visitas.
Otra fuente valiosa de información, la lista lombricultura
 

Suscríbase a la lista lombricultura, interactúe con más de 2200 lombricultores de todo el mundo

Libros de Lombricultura, catálogo de la Librería Santa Fe..


Visite las páginas de la Red Global de Trueque.
Locations of visitors to this page
Add to Technorati Favorites


Blogalaxia
REHENES DE MONSANTO
viernes, 28 de marzo de 2008

REHENES DE MONSANTO
Por Raúl A. Montenegro - Thursday, Mar. 27, 2008 at 1:10 PM

(O COMO BRAMAN LAS CACEROLAS LLENAS DE SOJA DEL OBELISCO, Y NADIE OYE LAS CACEROLAS SIN TIERRA DE SANTIAGO DEL ESTERO). Dedicado a la gente del Mocase, y a los expulsados por la soja, la codicia, la ineptitud de los gobiernos, las topadoras y los plaguicidas. Por Dr. Raúl A. Montenegro, Biólogo. Premio Nóbel Alternativo (Estocolmo, Suecia) Presidente de FUNAM. Profesor Titular de Biología Evolutiva en la Universidad Nacional de Córdoba (Argentina).
Qué duro es sentirse minoría en un país de falsas mayorías. Qué duro es ver que el gobierno nacional y los ruralistas luchan entre sí cuando son cómplices necesarios del país sojero. Qué duro es ver cacerolas relucientes y llenas de soja RR en el asfalto civilizado de Buenos Aires. Que duro es ver las cacerolas renegridas y sin tierra de los campesinos de Santiago del Estero. Que duro es ver a los estudiantes de universidades argentinas con sus carteles de apoyo a los ruralistas en huelga, como si Monsanto y el Che Guevara pudieran darse la mano. Que duro es recordar que esas cacerolas relucientes, esos estudiantes movilizados y esas familias temerosas del desabastecimiento no salieron a la calle cuando los terratenientes de este siglo XXI expulsaron a familias y pueblos enteros para plantar su soja maldita. Qué duro es ver la furia ruralista al amparo de reyes sojeros como el Grupo Grobocopatel. Qué duro es ver el rostro reseco de Doña Juana expulsada, de doña Juana sin tierra, de doña Juana con sus muertos bajo la soja. Qué duro es ver que se cortan las rutas para que China y Europa no dejen de tener soja fresca, y para que Monsanto no deje de vender sus semillas y sus agroquímicos. Qué duro es comprobar, con los dientes apretados, y con el corazón desierto y sin bosques, que nadie habló en nombre de los indígenas expulsados de sus territorios, de sus plantas medicinales, de su cultura y de su tiempo para que la soja y el glifosato sean los nuevos algarrobos y los nuevos duendes del monte. Qué duro es ver con las manos y tocar con los ojos que nadie habló en nombre de los campesinos echados a topadora limpia, a bastonazos y a decisiones judiciales sin justicia para que ingresen el endosulfán, las promotoras de Basf y las palas mecánicas con aire acondicionado. Qué duro es saber que nadie habló en nombre del suelo destruido por la soja y por el cóctel de plaguicidas. Qué duro es comprobar que muchos productores, gobiernos y ciudadanos no saben que los suelos solo son fabricados por los bosques y ambientes nativos, y nunca por los cultivos industriales. Qué duro es saber que para fabricar 2,5 centímetros de suelo en ambientes templados hacen falta de 700 a 1200 años, y que la soja los romperá en mucho menos tiempo. Qué duro es recordar que el 80% de los bosques nativos ya fue destrozado, y que funcionarios y productores no ven o no quieren ver que la única forma de tener un país más sustentable es conservar al mismo tiempo superficies equivalentes de ambientes naturales y de cultivos diversificados. Qué duro es observar cómo se extingue el campesino que convivía con el monte, y cómo lo reemplaza una gran empresa agrícola que empieza irónicamente sus actividades destruyendo ese monte. Qué duro es ver que el monocultivo de la soja refleja el monocultivo de cerebros, la ineptitud de los funcionarios públicos y el silencio de la gente buena. Qué duro es saber que miles de Argentinos están expuestos a las bajas dosis de plaguicidas, y que miles de personas enferman y mueren para que China y Europa puedan alimentar su ganado con soja. Qué duro es saber que las bajas dosis de glifosato, endosulfán, 2,4 D y otros plaguicidas pueden alterar el sistema hormonal de bebés, niños, adolescentes y adultos, y que no sabemos cuántos de ellos enfermaron y murieron por culpa de las bajas dosis porque el estado no hace estudios epidemiológicos. Qué duro es saber que los bosques y ambientes nativos se desmoronan, que las cuencas hídricas donde se fabrica el agua son invadidas por cultivos, y que Argentina está exportando su genocidio sojero a la Amazonia Boliviana. Qué duro es comprobar que las cacerolas relucientes son más fáciles de sacar que las topadoras y el monocultivo. Qué duro es comprobar que en nombre de las exportaciones se violan todos los días, impunemente, los derechos de generaciones de Argentinos que todavía no nacieron. Qué duro es ver las imágenes por televisión, los piquetes y las cacerolas mientras las almas sin tierra de los campesinos y los indígenas no tienen imágenes, ni piquetes, ni cacerolas que los defiendan. Qué duro es comprobar que estas reflexiones escritas a medianoche solo circularán en la casi clandestinidad mientras Monsanto gira sus divisas a Estados Unidos, mientras las topadoras desmontan miles de hectáreas en nuestro chaco semiárido para que rápidamente tengamos 19 millones de hectáreas plantadas con soja, y mientras miles de niños argentinos duermen sin saber que su sangre tiene plaguicidas, y que su país alguna vez tuvo bosques que fabricaban suelo y conservaban agua. Muy cerca de ellos las cacerolas abolladas vuelven a la cocina.

Dr. Raul A. Montenegro, Biologo
Presidente de FUNAM
Premio Nobel Alternativo 2004 (RLA-Estocolmo, Suecia).
Profesor Titular de Biologia Evolutiva,
Universidad Nacional de Cordoba (Argentina)

Responder a:
montenegro@funam.org.ar

Etiquetas: , , , ,

posted by Museo Histórico Provincial Guillermo Enrique Hudson @ 13:16  
0 Comments:
Publicar un comentario
<< Home

Cursos de lombricultura, 2009


Artículos y libros sobre lombricultura para leer


Adquiera su kit de lombricultura para iniciarse en la actividad


Preguntas más usuales sobre Lombricultura.

  1. ¿Se puede producir lumbricompuesto en una casa?.


  2. ¿En qué consiste el lumbricompuesto?


  3. ¿Cuáles son las propiedades del lumbricompuesto?


  4. ¿Cómo se reproducen las lombrices?.

    Video de Isabella Rossellini que muestra como es el sexo entre lombrices!.


  5. ¿Se puede usar el lumbricompuesto en estado puro?


  6. ¿Cuánto comerán mis lombrices?.

  7. ¿Cómo puedo ayudar a los gusanos a comer más?


  8. ¿Qué alimentos se deben evitar dar de comer a mis lombrices?


  9. ¿Qué rango de temperaturas pueden soportar?


  10. ¿Puedo alimentar a mis lombrices con material de recorte del jardín?


  11. ¿Cuánto debo regar y con qué frecuencia?


  12. ¿Puedo alimentar a mis lombrices con material de recorte del jardín?


  13. ¿Hasta cuanto ascenderá la población de lombrices?


  14. ¿Por qué no suben las lombrices a comer los residuos de la capa superior?


  15. ¿Está lloviendo y las lombrices se juntan en la parte superior de la compostera?


  16. ¿Cómo saco las hormigas que se meten en la compostera?


  17. ¿La compostera atraerá moscas?
  18. ¿La compostera producirá olor?
  19. ¿Qué hago cuando me vaya de vacaciones?

  20. Páginas más visitadas de Lombrices Rojas.


Education and Training Blogs - BlogCatalog Blog Directory
© 2005 Lombrices Rojas Californianas Template by Isnaini Dot Com